AGRÉGAME COMO AMIGO (A) Y SIGUEME, SOLO HAZ CLICK EN SEGUIR

sábado, 3 de noviembre de 2012

SNOW Autres Dimensions Autres Dimensions 1. de Noviembre del 2012 con audio

Canalizado por: Jean Luc Ayoun
Transcripción: Véronique Loriot
Traducción: Susana Milán


SNOW 1 noviembre 2012
audio

http://www.yakitome.com/static/data/audio.name/98/audio.name.98c4056ed514dc84.617564696f2e6d7033.mp3?attachment

Soy SNOW. Que el Aliento y la Paz del Gran Espíritu sean con vosotros. Vengo a completar lo que os he dado sobre los Elementos y los Jinetes, que os permite vivir esos Elementos y esos Jinetes en vosotros y obtener la Transmutación. Entonces, los Elementos os llaman, y os llaman por las Vibraciones de la cabeza. Los Jinetes, en el lugar de la Tierra en que estáis, se os aparecen. Se manifiestan, no solamente para la Tierra sino por supuesto, en nosotros.

En mi vida, los Elementos me hablaban y yo hablaba a los Elementos, no para pedirles sino para dialogar con ellos y vivir también, de alguna forma, la Comunión de los Elementos y la Fusión de los Elementos. es muy precisamente, la circunstancia que vivís desde esta tarde. Acompañados por el Arcángel URIEL, los Jinetes van a interactuar con vosotros y van a transformar lo que debe ser transformado. Los Elementos, durante este mes, van a conjugarse y mezclarse entre ellos: por 2, por 3, o la totalidad. Existe en vosotros, una forma muy simple (más allá del aspecto físico de los Elementos, en acción sobre la Tierra, ahí donde estáis) de sentir su obra, en vosotros. Y tendréis la sorpresa de ver y vivir que, cuando un Elemento se manifiesta, ahí donde estáis, la región de vuestra cabeza que corresponde, se activa. Esta activación permite, a la vez, vuestra Resurrección y la Transmutación de este cuerpo y de lo que Sois vosotros, más allá de este cuerpo de manifestación, cuando os reunís al Gran Espíritu.

Un Elemento, 2 Elementos, 3 Elementos o 4 Elementos van a llamar a vuestra Puerta. Cada Elemento que os va a llamar será el mismo que el que observáis en torno a vosotros: el Jinete de Aire os hará sentir el Triángulo de Aire. El Jinete de Fuego os hará sentir el Triángulo de Fuego. Si el Jinete de Aire y Fuego actúan al unísono, el Triángulo de Aire y de Fuego se manifiestan al unísono. Lo que llama a la Puerta (en vuestra cabeza y el Espíritu) debe encarnarse de manera mucho más palpable que lo que se ha vivido hasta el presente.

Y cada Elemento tiene una afinidad con este cuerpo de carne. El Triángulo de la Tierra (el Elemento Tierra) se encuentra en la parte baja del cuerpo: las piernas, los pies y la espalda. El Triángulo de Aire (y el Jinete de Aire) actúa sobre el Canal Marial y en vuestro brazo izquierdo y el pecho, a la izquierda. El Jinete de Agua (y el Elemento Agua) actuará en el brazo derecho y el pecho, de ese lado derecho, ahí donde se encuentras las Puertas que conocéis (ndr: las Puertas AL y UNIDAD). El Jinete de Fuego (el Elemento Fuego que está delante de vuestra cabeza, representado por el Triángulo de Fuego) actuará, en el cuerpo, a la vez sobre el hígado, el bazo y el corazón central. Cuando el Elemento llama a la Puerta de vuestra cabeza, llamará también a la Puerta del cuerpo, a fin de favorecer, en su momento, el Corazón Ascensional. Os dará (y os darán) los carburantes que permitirán al Corazón Ascensional, elevarse. El Aire está a vuestra izquierda. El Agua está a vuestra derecha. La Tierra está detrás y el Fuego está delante. Cuando el Elemento y el Jinete llaman a vuestra Puerta (sean 1, 2, 3 ó 4), aquietaos y escuchadlo. De igual forma que, en mi pueblo, nosotros escuchábamos el viento porque tenía algo que decirnos. Nosotros escuchábamos al río, como a la lluvia, porque tenían un mensaje, tenían algo que decirnos.

Hoy los cuatro Jinetes os dicen algo: os llaman a terminar vuestra transformación. Y su Fusión os devuelve a lo que Sois y permite a vuestro Corazón elevarse, en fin, más allá de la Ilusión, hacia el Gran Espíritu. Entonces, ciertos Ancianos os han dado los Yogas y, en particular uno que permitía actuar sobre los Elementos (ndr: ver las intervenciones de UN AMIGO del 17, 18 y 19 septiembre 2010 en la rúbrica “mensajes para leer” y el “Yoga de la Unidad” en la rúbrica “protocolos para practicar”). Pero aquí, hoy, no es solamente actuar sobre los Elementos. Es acogerlos en el cuerpo y no solamente ya, en la cabeza o el corazón, a fin de que realicen lo que se debe realizar, en vuestro cuerpo. Los Elementos sobre la Tierra y los Jinetes son el reflejo de fuerzas que son, para nuestra Conciencia humana encarnada (y para ahí, donde estamos también) un aspecto inimaginable. Porque los Elementos no son solamente una Conciencia o una forma: son ante todo, los motores y los Creadores de las manifestaciones Dimensionales. Los Elementos son utilizados para la ordenación de las Dimensiones y los Mundos. Y los Elementos de la Tierra, hoy, vienen a deciros algo diferente de lo que conocéis.Ellos participan en la Liberación y en vuestra Elevación.

Uno de los Elementos en vosotros, en un momento dado (que llame en la cabeza o que esté localizado en el cuerpo), viene a daros y viene a dialogar. Cuando el Elemento se presenta a vosotros, permaneced tranquilos, también. Sentaos y servíos, si queréis de vuestra manos, como fue explicado por UN AMIGO (ndr: ver las intervenciones de UN AMIGO del 17, 18 y 19 septiembre 2010 en la rúbrica “mensajes para leer” y el “Yoga de la Unidad” en la rúbrica “protocolos para practicar”). Servíos también de los productos de la Tierra: minerales (ndr: ver la rúbrica “protocolos para practicar / fusión de los elementos”). O, si lo preferís, servíos simplemente de vuestra Presencia: sentaos. Sea la que sea la Vibración del Elemento o de los Elementos que se viven (en la cabeza y en todo el cuerpo), dejadles simplemente actuar. No los dirijáis: no podríais. Sino dejadles crear lo que deben crear. Vosotros podéis ayudaros, como he dicho, de vuestros 3 dedos: pulgar, índice y medio, situados sobre los Elementos de la cabeza correspondientes. También podéis utilizar los productos de la Tierra (los minerales) situándolos en el suelo, ahí donde estáis sentados y circunscribiéndoos en el interior. Y, si sois capaces, permaneced simplemente, tranquilos y dejadlos abrir en vosotros, lo que han venido a abrir.

Cada Elemento podrá llamar varias veces a vuestra Puerta. Las sensaciones físicas serán muy netas y constataréis también, que a veces hay varios Elementos que vienen a llamar a vuestra cabeza y que llaman en vuestro cuerpo. Aquí también, sentaos e instalaos en el Elemento (y el Jinete) que viene a vosotros y permaneced así, el tiempo que lo sintáis. Porque así, reduciréis lo que pueda quedar en vosotros, de resistencias al Gran Espíritu. Permitiréis a los Jinetes que disuelvan lo que pueda quedar en vosotros, que se opone a su acción y a la acción de la Luz. Cuando los 4 Jinetes os hayan Liberado de ciertas cosas, seréis profundamente diferentes. Lo sentiréis en vosotros y vuestra forma de vivir esta transformación se hará cada vez más ligera y fácil. El Jinete que actúa en el lugar donde estáis, es el mismo para todos aquellos que están (viviendo o no viviendo la Llamada del Jinete en la cabeza). Cuando llegue el tiempo de los 4 Jinetes, también sentiréis los 4 Elementos de la cabeza y que reune esos 4 Elementos por lo que habéis denominado, creo, la Cruz Fija de la cabeza (ndr : ver la intervención de UN AMIGO del 11 abril 2011 en la rúbrica “mensajes para leer”).

Utilizad vuestros dedos. Utilizad los productos de la Tierra: los cristales. O utilizad simplemente, vuestra Presencia. Llamad a URIEL. Vosotros sois los que tenéis que ver lo que es más acorde con vosotros. E instalaos tranquilamente, y dejad hacer lo que se hace. No es una meditación: es simplemente una Presencia a vosotros mismos que escucha lo que los Elementos tienen que deciros y, sobre todo, que los deja obrar en vosotros. Esto va, por el Aire, a refinar el Canal Marial. Por la Tierra, va a generar el Fuego de la Kundalini. Esto va a amplificar la Onda de Vida y el Fuego del Corazón, también. Por el Fuego, actuará esencialmente, sobre el Corazón Ascensional y todo lo que se desarrolla en el pecho. Y, en fin, para el Agua, esto cambiará radicalmente vuestro humor, vuestra visión, vuestra forma de ver y vuestro equilibrio. Cuando los 4 Jinetes hayan llamado juntos, a vuestra cabeza y ahí donde estéis, entonces el Éter nuevo será visible (no ya solamente como manifestaciones intermitentes): sea la Fusión de los Éteres, sea los flashes de Luz blanca que veis en el cielo o sea aun, otras manifestaciones. Todo esto os va a aparecer mucho más claramente, desde el instante en que hayáis facilitado la acción del Jinete que os ha llamado.

Los 4 Elementos, los 4 Jinetes, que los Ancianos llaman, creo Hayoth Ha Kodesh (ndr: ver la rúbrica “Acompañamiento/ Decodificación Cuerpo-Espíritu), son las Inteligencias supremas de la Luz, que pueden actuar en cualquier forma y en cualquier Dimensión, sin conocer el encierro. Vienen a liberar los Elementos de la Tierra que, fueron contenidos, como en vuestro cuerpo. haced esto cuando seáis llamados o cuando os deis cuenta de que un Elemento podría seros útil. No hay nada complicado en esto: el Fuego purifica, el Agua serena, el Aire comunica y la Tierra transmuta. Pero, de una manera general, todos vosotros, Hermanos y Hermanas que me escucháis (que me leeréis), sabéis (porque sois sensibles) que el Elemento llama a la cabeza porque se despliega en el cuerpo, a la vez para el Corazón Ascensional y, al mismo tiempo, para Liberar los Elementos de vuestro cuerpo. no hay ninguna posibilidad de equivocarse porque el Aire está arriba y a la izquierda de la cabeza, el Agua está a la derecha, el Fuego está delante y la Tierra detrás. Y, en el cuerpo, es igual. Os he dado las equivalencias (ndr: ver intervención de SNOW del 18 octubre 2012 en la rúbrica “mensajes para leer”). Y, cuando esto se manifieste: situaos como he dicho, llamad al Arcángel URIEL, o situad los cristales, o situad vuestros dedos. Facilitad el trabajo del Jinete y comprobaréis muy rápido (desde, yo diría, la primera sesión y experiencia), el efecto. Todo esto hay que vivirlo, favorecido, os lo recuerdo, por la Presencia del Arcángel URIEL y cuya finalidad es revelar el Éter, tal como es en su origen y no como ha sido rarificado en la Tierra.

La acción de los Jinete es la misma en la Tierra. Tenéis ejemplos en torno a vosotros, todos los días, en diferentes lugares del mundo. No es más que un inicio. Seguid los Elementos. Vienen a despertaros definitivamente. Todo esto se desarrollará esencialmente, durante vuestro mes que empieza ahora (ndr: todo el mes de noviembre), pero también hasta el tiempo del Anuncio de MARÍA. Acordaros que los Elementos y los Jinetes son la Danza de la Vida, el Ordenamiento de los Mundos y las Dimensiones. Son el ladrillo Uno e indivisible (a ellos 4 y a ellos 5) de cualquier vida, de cualquier Conciencia (ndr: el 5º Elemento es el Éter). Ellos son los vehículos del Absoluto y de LA FUENTE. Vivir los Elementos, Comulgar en su Presencia y Fusionar con ellos, os dará algo sin igual en vuestra Liberación.

Si tenéis necesidad de otras informaciones relativa al desarrollo de esta acción de los Elementos, es tiempo ahora, de plantearme cuestiones. Os recuerdo mientras reflexionáis que la acción de los Elementos se hace naturalmente, en vosotros pero que el hecho de llevar vuestra Conciencia sobre ellos mismos (dejando el cuerpo en reposo y dejándolos obrar) es fundamental, sea simplemente, estando presente (en Presencia de URIEL), sea utilizando vuestras manos o si no, el mundo mineral. Vosotros tenéis que ve qué pasa, lo que hay que vivir, cuando el Jinete llama a vuestra cabeza.

Pregunta: ¿Fuego y Tierra se expresan únicamente por los volcanes y los temblores de tierra?

La Tierra corresponde efectivamente, a los movimientos de la Tierra y, sobre todo, a la apertura de la Tierra. La Tierra crece cada vez más y más rápido. El Fuego no es solamente el fuego de los volcanes: es también el Fuego del Cielo, la Luz Celestial. El Agua corresponde también a vuestros líquidos Interiores, al agua de los ríos, al agua de los mares pero también, al agua del cielo. El Aire (el Jinete de Aire) es esencialmente, el viento pero aporta su colaboración a la Tierra cuando se mueve. Él alimenta también, el Fuego y puede también, alimentar al agua, situándose ahí donde es preferible. Muchos Elementos actúan juntos ahora. Constataréis por otra parte, en vosotros como en la Tierra, que la acción del Aire está frecuentemente acompañada al Agua, que la acción del Fuego es frecuentemente acompañada de la acción de la Tierra y que, muy próximamente, los 4 Elementos, como he dicho, actuarán juntos y concertados, sobre la Tierra, como en vosotros. Habrá pues, una superposición de esos 4 Elementos en los espacios cada vez más vastos y cada vez más determinados donde se sitúa el impacto, me parece, como el Comendador os dijo (ndr: O. M. AIVANHOV), por debajo de la línea del Ecuador y en toda la región del Pacífico. Lo que será más extraño (si aun no lo habéis vivido como primicia), es la resonancia y conjunción que se va a producir entre los Jinetes cerca de donde estáis y los Jinetes de vuestra cabeza: son los mismos.

Pregunta: ¿es posible que hayamos sentido ya los Jinetes en nuestra cabeza?

Sí. Es muy exactamente lo que os he dicho en las 2 últimas intervenciones (ndr: ver las intervenciones de SNOW del 1 de septiembre 2012 y el 18 octubre 2012 en la rúbrica “mensajes para leer”). La diferencia es que ahora, los Jinetes se desplegarán de manera simultánea, según las correspondencias que he dado en vuestro cuerpo.

Pregunta: la radioactividad forma parte del Elemento Fuego?

No únicamente. La radioactividad (natural como artificial) fuerza al Fuego, a la Tierra y al Aire. El único Elemento que no está presente es el Agua. El Agua, por otra parte, limita la radioactividad. Es el caso, creo, en vuestras tecnologías, por refrigeración. Habrá otros Elementos que notaréis. No sirve de nada que me extienda sobre esto, si no es para decíroslo. Independientemente del lugar donde estéis, hay días que están más centrados en tal Elemento. Hay horas que están más volcadas hacia tal Elemento. Pero eso, lo descubriréis vosotros mismos.

Pregunta: ¿la fusión de los 4 Elementos es lo que disolverá el cuerpo físico?

Sí, en gran parte.

Pregunta: ¿la naturaleza de los Elementos es la misma a todos los niveles?

La naturaleza del Elementos es la misma a partir de LA FUENTE, en el Absoluto hasta vuestra Dimensión donde estáis aun. Simplemente, su expresión es diferente, su ordenación es diferente, según las Dimensiones.

Pregunta: ¿el Alineamiento de las 19 h es un momento privilegiado para contactar los 4 Elementos?

No. Es un momento privilegiado para permitir la preparación realizada por el Arcángel URIEL. Los Elementos llamar a vuestra Puerta cuando es el momento. No tienen nada que ver, de alguna forma, con vuestra acción.

Pregunta: ¿se puede llamar a un Elemento fuera de los momentos en que él nos llama?

Eso se ha terminado. Ese es el sentido de mi intervención. No sois ya vosotros lo que llamáis a los Elementos sino que son los Elementos los que os llaman.

Pregunta: ¿Cuándo los Elementos llaman en la cabeza provocando un intenso dolor, es debido a las resistencias o es normal?

Ambos son posibles. No hay respuesta de hecho. Pero, cuando he insistido en el aspecto físico y sobre la sensación, no dudéis de que esa sensación será fuerte.

Pregunta: para posicionarse en relación a los Elementos, hace falta tener en cuenta los puntos cardinales.

No es necesario. Hay una resonancia efectivamente, entre un punto cardinal y un Elemento. Esto se conoce en todas las tradiciones en la Tierra. Pero hoy, para situarte en tu silla, es la posición de los dedos, o la posición de tu Presencia, o de los minerales lo que es preponderante y no la orientación de los Elementos. Yo preciso también, que cuando haya varios Elementos, notaréis fácilmente el que está más presente. Es a este, al que conviene dejar actuar primero. Incluso si hay 4 Elementos que se presentan, habrá siempre uno que será preponderante. Es ese el que determina la acción que está en curso y que determina también, si os servís de los dedos (o de la posición de los dedos) así como de la elección de minerales de la Tierra (si preferís esto).

No tenemos más cuestiones. Os damos las gracias.

SNOW os ama. Hermanos y Hermanas en la carne de la Tierra, que el Gran Espíritu sea para siempre con vosotros. Bendiciones a vosotros. Hasta pronto.


  

NDR 1

En resumen práctico, « cuando el Elemento se presenta a vosotros », 3 acercamientos favorecen su acción:

· Sentarse en simple recepción, Tranquila.

· Poner los dedos sobre el Triángulo de la cabeza concernido, como está descrito en la rúbrica “Protocolos para practicar / Yoga de la Unidad”.

· Sentarse en medio de mandalas de cristales, como está descrito en la rúbrica “Protocolos para practicar / Fusión de los Elementos o Finalización del cuerpo de Êtreté- Reconstrucción del Cuerpo de Resurrección”.

NDR2: Los Triángulos Elementales


NDR3: Las Puertas
 


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada