AGRÉGAME COMO AMIGO (A) Y SIGUEME, SOLO HAZ CLICK EN SEGUIR

jueves, 23 de junio de 2011

O.M. AÏVANHOV 21 junio 2011 con audio


Original en francés.
http://www.autresdimensions.com
Canalizado: Jean Luc Ayoun
Transcripción: Véronique Loriot
Traducción: Susana Milan
http://mensajes-del-espiritu.blogspot.com
http://mensajes-del-espiritu-2010.blogspot.com

Para escuchar el audio haz clic aquí

Y bien, queridos amigos, estoy muy contento de encontraros. Os transmito todo mi amor, todas mis Bendiciones. Pero, esta tarde seré quizá, un poco más serio que de costumbre porque aquí, me veis en mi rol de Gran Comendador en Jefe. Vengo a transmitiros algunos elementos que participan, como lo han hecho los Arcángeles, como han hecho las Estrellas, en este periodo previo, si os parece, del despliegue de la Luz Metatrónica. Voy a intervenir a través de un elemento que es si os parece, mi Vibración esencial, es decir el Fuego. Voy a tratar de hablaros del Fuego del Cielo.
Así, hace ya varios años, he hablado del tuesta planeta ¿verdad? todos habéis oído hablar de esta expresión. Entonces voy a intentar ahora, a la Luz de las Vibraciones que vivís, que os aproximéis a la realidad del despliegue de la Luz y la llegada del Fuego del Cielo.
Entonces, primeramente, a nivel histórico, si se puede hablar así, la primera imagen que tenéis (que se ha dado a la humanidad, aunque no lo haya comprendido), de lo que es el Fuego del Cielo, es en el momento de Pentecostés, ha descendido lo que las iglesias llaman el Santo Espíritu, que nosotros llamamos, de manera más exacta, el Espíritu Santo, ciertamente. Es una característica esencial de la Luz Vibral. Los Apóstoles, después de la Ascensión de Cristo, han vivido poco tiempo después, el descenso del Espíritu Santo que es representado como lenguas de Fuego situadas en lo alto de la cabeza. Algunos de vosotros comienzan ya a percibir esa especie de ebullición interior. Está ligada de forma muy precisa, al Fuego del Cielo. El Fuego del Cielo va a desencadenar algunos procesos, a nivel de la Consciencia humana y a nivel de vuestra vida. Entonces, por Pentecostés y por aquellos que vosotros llamáis Pentecostistas, es decir los que reciben el Espíritu Santo o que creen recibirlo, van a manifestar algunos carismas. Estos carismas se llaman el “hablar en lenguas”, el hecho de poder expresarse en lenguas desconocidas  en la Tierra, sobre todo el hecho de acceder a algo que no tiene nada que ver con la vida ordinaria y los sentidos ordinarios.
Por supuesto como siempre hemos dicho el Fuego del Cielo (del que algunos de vosotros vivís las primicias), y lo que veis en la Tierra (que yo había anunciado hace ya muchos años), los volcanes, en particular están a punto de entrar no solamente en un despertar sino en irrupción absolutamente fenomenal. Todo esto si queréis, es de alguna forma, la preparación y las primicias de ese Fuego del Cielo que vive la Tierra y que algunos de vosotros comenzáis a vivir o han vivido ya en ciertas ocasiones de manera intermitente. Pero, esto no va ya a ser intermitente sino permanente. ¿Qué quiere decir esto? Que en un momento dado, con el despliegue de la Luz, un Fuego se va a manifestar primero en vuestra Consciencia. Ese Fuego del Cielo está en resonancia, por supuesto, con el Fuego del Corazón y el Fuego de la Tierra. Se reunifican de alguna forma, en el propio Fuego. Ese Fuego ilustrado por lo que pasa en vosotros, a nivel de la Corona de la cabeza (la más pequeña), o en el Corazón, o si no, a nivel de eso que se os ha anunciado por el Despertar de la Kundalini o aun, para algunos de vosotros, por esa parte central del Canal del Éter o ese Sushumna que está rodeado de Partículas Adamantinas, en su parte media, entre los omoplatos. Esas manifestaciones de Fuego, de calor, se van a traducir por una forma de lo que yo llamaré un abrazo de la Consciencia que os va a hacer salir (esta Consciencia), de los límites del encierro y que se manifestará para aquellos que todavía no lo han vivido, en los seres en ruta hacia este camino de la Ascensión, una especie de Fuego que va de alguna forma a apagar el Fuego del ego superponiéndose a él y, por lo tanto ahogándolo, literalmente. Esos procesos que han sido ya descritos por mí mismo o por otros Intervinientes referentes a los procesos llamados la estasis o la catatonia, ligados a la irrupción de ese Fuego Celeste que es desconocido en vuestra Dimensión (salvo para algunos Seres), en ciertos momentos de la historia humana. El Cristo, en su Resurrección, que vosotros estáis a punto, simbólicamente, de volver a vivir, ha manifestado ese Fuego del Cielo.
Ese Fuego del Cielo se define por el fin de cualquier limitación, por el fin del encierro, por la capacidad directa de la Consciencia de percibir, yo diría, otra cosa que lo que es el mundo habitual. El ego va de alguna forma, a ser crucificado. Lo mental, lo emocional, todo lo que conforma la pequeña persona y las limitaciones, los miedos, todo lo que ha formado el lado limitado de la vida, va a volar en estallidos. Por supuesto, aquellos que todavía están encerrados y que no quieren salir de la prisión, aquellos que no quieren ir hacia el Espíritu o si no, que viven una forma de Espíritu ligado al Fuego del ego (que sabéis que es el Fuego Luciferino), van a vivir esto como un drama porque va a existir, en la Consciencia, desde los primeros despliegues de la Luz Vibral, totalmente, un sentimiento de disolución al que esos seres no están en absoluto preparados, aunque sus concepciones, sus ideas, sus creencias, les lleven a decir que es la Verdad. Pero no han vivido la Verdad y eso va a mostrarse por un primer, como decirlo, cara a cara con la Verdad. Es el momento en que la Ilusión, las creencias, el encierro mental, la ilusión de las emociones, se va a poner totalmente al desnudo por la Luz y por el Fuego porque la Luz (lo sabéis ahora) es un Fuego. La Luz no es cualquier cosa así, que se manifiesta cuando veis la Luz con los ojos cerrados. El Fuego del Espíritu, la Luz del Espíritu, es un Fuego devorador que no puede, como decirlo, mezclarse con cualquier Ilusión. Es más la revelación dulzona de la Luz que se prepara, como en fin de año, para haceros ver las últimas zonas de sombras.  El despliegue del Fuego se ha descrito, hace ya generaciones, yo diría por ejemplo, por algunos profetas.  Orionis, el que habéis llamado (cuando era walk-in) Bença Deunov, mi Maestro, ha descrito este proceso de llegada del Fuego que pondrá fin a la Ilusión. Por supuesto, algunos Seres han vivido ese Fuego y han dicho palabras terribles porque han vivido el acceso a esta Verdad que iba a desplegarse pero, de alguna forma, en la personalidad. Entonces esto puede generar discursos terroríficos que os hablarán del Juicio Final, del Apocalipsis, de destrucciones colosales. Os hablarán de la necesidad de protegeros, de encender velas, de prever el alimento, un periodo de alguna forma terrible. Es terrible el periodo, pero es terrible para el ego. Es terrible para la pequeña persona mientras que para aquellos que ya han abierto una de las Coronas, será un estado de éxtasis absoluto e indudablemente en las experiencias que algunos de vosotros habéis vivido en ciertos momentos (durante vuestros alineamientos, durante vuestros trabajos de meditación, durante momentos muy precisos) lo vais a encontrar en eso a lo que habéis accedido, de manera desmultiplicada. No se va a producir precisamente, desde el primer día del despliegue de la Luz Metatrónica salvo para los más avanzados de entre vosotros.
Por supuesto a nivel colectivo, entráis de lleno en la irrupción de las otras Dimensiones en vuestra Dimensión. Esto pasa también por la generalización de las observaciones de los que vosotros llamáis extraterrestres. Esto va a pasar también, por la revelación en vuestros cielos, de la aparición de Naves Multidimensionales gigantescas en vuestros cielos, incluso en lontananza. Entonces, ciertos elementos están actualmente preparados. Si queréis saber lo que ocasionarán mirad los volcanes, mirad las aguas que invaden todo, mirad la Tierra, en su Dimensión 3ª, que se rasga para dejar el Fuego del Espíritu, su propio Fuego, aparecer. Vais a vivir exactamente esto en vosotros, si lo aceptáis (en sus momentos finales, tal como son descritos), esta etapa final que dura un cierto tiempo: el Fuego del Bautismo de la Resurrección es decir vuestra Transfiguración y, para algunos de vosotros, vuestra Resurrección, es decir que en ese momento no habrá y más frenos al acceso a vuestra Multidimensionalidad. El Cuerpo de Êtreté se revelará, en toda su percepción, en la Consciencia aquí, la que tenéis en el cuerpo de habitáis. Vais literalmente a vivir el Fuego en su lado más espiritual, el más Vibratorio y el más maravilloso que sea posible. Entonces, imaginad por supuesto, que aquellos que todavía son orugas que rechazan hacerse mariposas, esto les va a hacer contorsionarse un poco ¿verdad? Las emociones de miedo, el miedo de la mente, de todo lo que está ligado al fin de la persona, al acceso a esta Eternidad para las orugas, eso va a ser terrible. Es aquí donde vuestro mayor rol, de Anclas de Luz, en vuestro entorno, entre vuestros allegados, va a hacerse esencial. Por supuesto según los lugares del planeta, el despliegue de ese Fuego del Espíritu no se hará de manera uniforme.
Tenéis en estos momentos, lugares sobre el planeta que viven las primicias de ese Fuego a través de los volcanes, a través de las cenizas, a través de la desaparición de los animales a través de la modificación misma, del aire, a través de inundaciones. Ellos viven el fin, de alguna forma, de las condiciones de vida habituales donde va a ser necesario volverse hacia la Verdad. La Verdad como sabéis, no es en absoluto de este mundo. Las leyes del Espíritu, como se os ha dicho, no son las leyes de de la matriz.
Vosotros funcionáis siempre (aunque hayáis vivido unos y otros, algunas iluminaciones de Fuego todavía estando encarnados), según las leyes de acción / reacción aunque para muchos de vosotros, la fluidez, la Unidad, la Acción de Gracia se desplieguen ante vuestras vidas y den resultados visibles. Pero, estos todavía no son permanentes. Lo que quiero decir por esto, es que algunos de vosotros van a comenzar a entrar en un proceso, no ya discontinuo sino en un proceso permanente de ese Fuego del Espíritu. Entonces, el Fuego del Cielo va a fusionar por la Fusión de los Éteres, vuestras Coronas, vuestros Fuegos y daros acceso en Consciencia a algo que es absolutamente mágico (lo que llamáis mágico es la Verdad del Espíritu). Pero, daos cuenta que para muchos de vuestros Hermanos y Hermanas, en un primer momento (no he dicho siempre), esto va a ser, no mágico sino trágico porque hace falta de alguna forma, hacer el duelo de las ataduras que no han sido realizadas, hace falta hacer el duelo de las ilusiones, hace falta hacer el duelo por las creencias, hace falta hacer el duelo por los lazos. La Libertad es esto. Por supuesto, todo lo que viven algunos humanos os ha conducido a prepararos, de alguna forma a esta Revelación final, a este despliegue de la Luz que se inscribe entre un momento inicial (lo sabéis, se os ha dado, es el 11 de julio, a las 3 de la mañana hora francesa) pero también, en un lapso de tiempo que no está fijado, os va a llevar a revelar totalmente, ese Fuego del Espíritu y por lo tanto, a permitiros realizar el proceso final de la evolución de la Consciencia que de hecho, no es de este mundo, pero que es encontrar vuestro Espíritu del que estabais casi totalmente privados. Y 2 cosas se van a afrontar, comprended bien (quizá no en vosotros, quizá vais a verlo ya) entre por una parte, lo que está limitado y que quiere permanecer limitado porque no tiene acceso a otra cosa (y porque el miedo está inscrito en todos los reflejos de supervivencia de la persona y del ego) y, por otro lado, esta Ilimitación total, esta vastedad de alguna forma, del Fuego que se instala por todas partes.
El Fuego del Espíritu es un Fuego devorador pero, no devora otra cosa que la Ilusión. Quema las Ilusiones. Quema las ataduras. Quema todos los últimos obstáculos de vuestro acceso a este Êtreté y a vuestra Dimensión original. Pero la pequeña persona no será jamás la Verdad. Mirad todos aquellos que han vivido en un momento dado, en todos los países del mundo, el acceso a la Unidad, lo que os han dicho. Os han dicho que este mundo es Maya. Entonces, una cosa es pensarlo y creerlo y otra cosa es vivirlo en la Verdad del Fuego. Es a esto a lo que estáis invitados. Es a este Fuego del Espíritu a lo que estáis invitados. Es un banquete. Es una gran fiesta. Pero desgraciadamente, en un primer momento, esto no será verdaderamente la alegría y la fiesta para aquellos que rechacen esta Unidad. Todo el trabajo que habéis hecho, todo lo que habéis realizado (y me dirijo a todos los Sembradores de Luz, cualquiera que sea su percepción, cualquiera que sea su situación en la Vibración de la Luz Vibral), estáis llamados a crear ahora, vuestra propia realidad. La creación instantánea está permitida por el retorno del Fuego del Espíritu que no es nada más que el retorno de Cristo. Este el despliegue de la Luz, en su fase final.
Es un periodo de gran Alegría para aquellos que aceptan el Fuego del Espíritu pero es, también un periodo de confusión extrema para aquellos que desean mantener la Ilusión esta Dimensión. Pero repito, no hay nada que juzgar, no hay nada que condenar porque no sabéis cuál es el camino que va a ser realizable por la peor de las orugas que descubra la Luz. Entonces no hay nada en absoluto que dudar porque es la Verdad que vuelve. No hay estrictamente nada que dudar de todos los movimientos que la Tierra comienza a manifestar porque, si entráis en vuestro Corazón, en la Alegría del Corazón, en la Verdad del Fuego del Corazón, el Fuego del Espíritu os regenerará enteramente en esta Dimensión. Vosotros constataréis, por vosotros mismos que cualquiera que sea la evolución de este cuerpo que habitáis todavía, se regenerará totalmente. Todo lo que os parecía imposible se hará posible. Vosotros os convertiréis realmente, aceptando el Fuego del Espíritu, Creadores instantáneos de vuestra Verdad y de vuestra Eternidad. Es esto lo que os da el Fuego del Espíritu al que debéis responder por el Fuego del Corazón y no ya, por el Fuego del ego. Recordad que la Luz es entrega y que, si queréis apropiaros de esta Luz, la mente corre el riesgo no ya de atufar (como yo decía hace algún tiempo) sino de explotar en un fuego de artificio de tonterías. Entonces, guardaos de esto porque nosotros tenemos necesidad de vosotros, para vosotros mismos, porque la Ascensión de la Tierra que ella misma decide, no se realiza más que porque hay suficientes seres humanos en el planeta que han vivido y viven aun ese despertar que es extremadamente importante.
Entonces, hace falta ahora que os preparéis. Pero no es cuestión de preparar cosas ligadas a la personalidad. Es cuestión de preparar en el Corazón, la Verdad que sois. Es cuestión de prepararos a vivir ese Fuego del Espíritu, a vivir la Verdad. Estáis llamados individual y colectivamente, a través de la Merkabah Interdimensional Colectiva y veréis que, desde el despliegue de la Luz Metatrónica (pero que os será explicado por los Arcángeles, al inicio de julio) de alguna forma, os explicarán ese mecanismo de la Transición. El Espíritu os abre a la vida. No os abre a la muerte. Os abre a la Consciencia y por lo tanto, a la cosa más magnífica que pueda existir. Es esta, la eterización del planeta. Es exactamente lo que estáis llamados a manifestar.  Es exactamente lo que estáis llamados a vivir ahora, totalmente. Recordad  las etapas importantes que os han dado los Arcángeles, todo el trabajo de Sri Aurobindo sobre el despliegue del Éter y todo lo que os ha dado como informaciones y también todo lo que corresponde, sobre todo y ante todo, a las diferentes etapas que habéis vivido. Ahora, esto se va a instalar permanentemente.
Algunos de vosotros habéis vivido momentos particulares de acceso al Êtreté pero a causa de las contingencias de la vida en este mundo, habéis jugado vosotros también al yoyo es decir que habéis subido alto, habéis vuelto a descender, habéis remontado y vuelto a bajar. Todo esto con el Fuego del Espíritu, se va a ir equilibrando a condición de que aceptéis el Fuego del Espíritu. No hay otra alternativa. Entonces como dije, no os ocupéis si os da miedo, del furor del mundo. Ocupaos de ese Fuego que está en vosotros y que solo pide aparecer, solo pide crecer. La Alegría está aquí. Está con vosotros desde que dejáis las pequeñas limitaciones de la persona, afectivas, profesionales, sociales, por vuestros niños, por vuestros padres, por esto o aquello. Todo esto es barrido por el Fuego del Espíritu que se derrama y se va a derramar.
Entonces, os corresponde a vosotros saber dónde queréis situaros. He dicho ya el año pasado, que muchos seres, como yo decía de manera humorística, tenían el culo entre dos sillas. Pero ahora, hace falta que os instaléis en el sillón. Es el sillón del Espíritu o el sillón del ego. No hay alternativa. No podréis permanecer entre los dos. Entonces, no es ya el momento de las elecciones porque, vosotros sabéis que las elecciones fueron hechas hace ya mucho tiempo pero es el momento, cómo decirlo, de concretar totalmente vuestras elecciones y vivirlas, asumirlas, manifestarlas. No existe ningún obstáculo que se mantenga en el Fuego del Espíritu. Ahora es cuando lo vais a vivir en su totalidad, aquellos que no han osado o no han podido, el Fuego del Espíritu, y se vive aquí, donde estáis. No hay nada de lo que huir, no hay nada que dejar. Solo hay que Ser y esto es lo que se manifiesta en vosotros.
Entonces, comprended los enjuagues que se manifiestan a vosotros. Por supuesto, ahora incluso yo, cuando respondo a vuestras cuestiones, voy a remitiros sistemáticamente a vuestras pequeñas bicicletas porque hace falta tirar todo eso, muy lejos, ahora. Ya no hay tiempo de girar sobre la bicicleta. Era muy divertido girar en la bicicleta, plantearse cuestiones para intentar resolverlas. Ya no hay cuestiones. Vosotros sois la respuesta porque el Fuego del Espíritu es la respuesta, la respuesta última. Entonces, ya no hay más soltar presa, en vosotros mismos, a los miedos, a las preguntas. Cuando os decimos que la Luz es inteligente, es la estricta verdad. Pero, hay que tener confianza en la Luz. No podéis reivindicar la Luz y querer actuar vosotros mismos en cosas que os desagradan. La Luz está aquí, entonces va a actuar en vosotros, a través de vosotros, pero en este momento, es necesario estar en la Luz y volverse transparente a esta Luz para permitirla obrar. Si interponéis vuestras pequeñas personalidades, vuestros pequeños temores riquiqui, incluso grandiosos (porque los hay que tienen miedos que son realmente grandiosos que están persuadidos de que la vida es eso), es proyectarse en el futuro, es hacer planes sobre la cometa, eso no sirve para nada en absoluto. La única seguridad, la sola Verdad, la única Alegría, no está nunca en el exterior, no está nunca en otra persona, no está jamás en una satisfacción del ego, no está jamás en una búsqueda espiritual ilusoria de un conocimiento.
Está estrictamente, en la vivencia del Fuego del Corazón. Hasta el presente, algunos de vosotros han podido vivirlo. Otros no lo han vivido y sois la gran mayoría.
Entonces, reflexionad bien en lo que os he dicho esta tarde porque es el mensaje del grupo de los Melquizedec. Es muy importante porque la preparación, ahora en esta Tierra, como para toda la humanidad, va a ser ¿qué antes del choque? Va a ser el gran punto de interrogación: ¿Qué es la Vida? ¿Cuál es mi vida? ¿Cuál es mi objetivo? ¿Es la satisfacción de mis pequeños deseos, de mis pequeñas esperanzas por esto o por aquello, que voy a enmascarar a través de la Luz del ego, o es vivir el Espíritu? Es la puerta. El Cristo viene a llamar a la puerta de manera definitiva. Vosotros no podéis tergiversar y deciros: « mañana será mejor ». Mañana ya no existe. Tenéis que vivir, como decía Anael, Aquí y Ahora y en el Aquí y Ahora, está la Luz, la Verdad, la Vida, la Alegría. Todo lo demás es Ilusión y vais a realizarla, seguro. He aquí lo que los Ancianos y yo mismo hemos decidido transmitiros, juntos: el Fuego del Espíritu.
Os concierne vivirlo, os concierne concienciarlo. Todas las satisfacciones están en este Fuego. Las satisfacciones del ego, del cuerpo de deseo, como decían Sri Aurobindo y otros, es un peanut en relación al Fuego del Espíritu. Daos cuenta de esto. Entonces, ¿queréis contentaros con peanut (cacahuetes), o queréis contentaros con el Corazón? El grado de satisfacción, el grado de Alegría, no tiene en absoluto nada que ver. Pero, no podéis decir: “tener”. No, es necesario soltar. Cuando dejáis todo, entonces el Cielo se revela, entonces penetráis las  Estancias de la Eternidad pero en absoluto antes. No es posible. Es a esto a lo que todos los Melquizedec os animan ahora.
¿Queréis vivir la Vía, la Verdad y la Vida? ¿Queréis volveros KI-RIS-TI? ¿Queréis actualizar la Verdad que sois o no? No hay otra elección. Todo lo demás, no sirve para nada en absoluto. Es el ego el que os lleva hacia las satisfacciones que yo podría calificar de mórbidas. No hay nada que se mantenga ante el Fuego del Espíritu. No hay nada que se mantenga ante el Fuego del Amor pero, el verdadero, no ese riquiqui que vivís en el ego. Vosotros tenéis que decidir. Vosotros tenéis todos los elementos Vibratorios, vosotros tenéis, si se puede hablar así, todas las manifestaciones, todas las enseñanzas de la Luz Vibral que se os han ofrecido y a las que tenéis acceso. Dejad obrar a la Luz en vosotros, como en los demás. Cada ser humano es libre y manifestará durante este periodo su Libertad esencial, su Libertad de ir ahí donde le lleve su Vibración. No podréis llevar absolutamente nada con vosotros, ni persona, ni ser, ni objeto. El Corazón no tiene necesidad de nada más que ser lo que sois.
He aquí, queridos amigos, este mensaje un poco solemne que se me ha dado para transmitiros, con mis propias palabras, por supuesto, que son quizá humanas pero, es la verdad estricta. Ahora, si tenéis preguntas en relación a esto pero, aseguraos, eh, preciso que de las cuestiones que podéis plantearos, algunos elementos van a ser comunicados previamente al despliegue de la Luz concernientes al Nuevo Cuerpo, el Cuerpo de Gloria, el Cuerpo sin costura, le Cuerpo sin sufrimiento que se despliega ahora. Todo esto se os dará. Tendréis los elementos de prueba a través de la Luz Vibral que se desplegará, en vosotros y, para asentir, al menos nosotros así lo esperamos, a la totalidad del Fuego del Espíritu y de la Verdad. He aquí queridos amigos, lo que tenía que daros. Si tenéis preguntas, cuestiones y miedos, os escucho.
Pregunta: ¿qué significa: « iréis ahí donde os lleve vuestra Vibración »?
Cuando estáis en el ego, os digo: « llevad vuestra Consciencia sobre el Corazón”. ¿Y entonces? Si no sentís nada, es que estáis en el ego. Si os digo: « llevad vuestra Vibración sobre la Estrella IS”, si el punto IS vibra, quiere decir que funciona. Es como cuando estáis en un coche. Os digo que pongáis el intermitente a la derecha. Si la luz no parpadea hacia la derecha del coche, ¿qué quiere decir? Quiere decir que el circuito, está un poco débil, ¿verdad? Entonces, ahí donde se lleve la Vibración, la presión, la Vibración, la Luz Vibral debe iluminarse. Entonces, no son todos los puntos, no son todos los Nuevos Cuerpos. Son ciertos puntos. Si ya, existe en vosotros esta Vibración, incluso si es sobre un solo punto, estáis preparados para recibir el Fuego del Espíritu, más o menos fácilmente pero, estáis preparados. Si tú estás en la Vibración del ego ¿cómo quieres ir hacia el Cuerpo de Êtreté? ¿Por milagro? Hay una Ley en el Universo Unificado, que se llama la Ley del Uno que es Atracción de Gracia. Su tú estás encerrado y retorcido en tu pequeña persona, cuando veas tu Cuerpo de Êtreté, vas a tener un ataque cardiaco, tan luminoso y bello es. Pero tu Vibración no permitirá ir hacia lo que tú eres. Simplemente. ¿Cuál es el obstáculo a esto? Es el miedo. El miedo suprime la Vibración. La Alegría hace aparecer la Vibración. Nosotros lo hemos dicho desde hace años. Vosotros cuando menos sois capaces de saber si vibráis o no. Si no sentís nada, ¿qué quiere decir? Que la Consciencia está todavía en el ego. Es tan simple como eso. Lo hemos dicho, repetido hasta la saciedad. Si tú estás en el Aquí y el Ahora, es una cuestión que no te inquieta. Es el ego el que tiene miedo, que quiere saber lo que va a ser. Pero la mejor forma de saber lo que vas a volverte, es vibrar, AQUÍ y AHORA y no proyectarte en el mañana o pasado mañana. Porque desde el momento en que te pones en Vibración, todo eso desaparece totalmente. Tú estás lleno de Alegría, estás saturado de Alegría, de Vibraciones, de Luz y de Amor. Ahí ¿cómo podría existir la más mínima inquietud por quién o por qué, quiera que sea? Es imposible. Entonces, es necesario hoy, tomar conciencia de que incluso a través de lo que vosotros os preguntéis en vosotros mismos, os está mostrando vuestros propios límites pero que no son nada más que los límites del ego, de la pequeña persona, ya fuera la más amante que pudiera existir.
Pregunta: ¿por qué se siente el Fuego del Corazón en un momento y después no?
Raros son los seres que tienen el Fuego del Corazón permanentemente por el momento. Oscila. Todavía no está instalado. Mientras que el despliegue de la Luz no se haya realizado en la Tierra (la Luz blanca, el Cristo), mientras que vuestras estructuras del Cuerpo Vibral estén presentes únicamente, a nivel de la corona Radiante de la Cabeza o del Corazón o del Sacro, no está instalada todavía en todos los circuitos. Es esto el despliegue de la Luz. Entonces, es normal que en un momento tengas el Fuego del Corazón y en otros momentos no haya nada.
Pregunta: ¿qué hay del Agua en su reunión con el Fuego?
El Fuego del Cielo es el Agua del Cielo. El Bautismo del Espíritu es lo que llamamos las Aguas de lo Alto, las Aguas del Misterio porque el Fuego, no es una llama que os quema, es un surtidor susurrante de Amor, una Vibración que tomará posesión de vosotros. El Agua y el Fuego, es esta alquimia de la Luz. Es también las 2 polaridades de la Luz. La Radiación de la Fuente y la Radiación de la Shakti, si lo preferís. Y recordad lo que ha dicho el Cristo: “manteneos limpios”. Dentro, no hablo de ducha.
Pregunta: ¿podría recordar lo que entendéis por « manteneos limpios »?
“Manteneos limpios”, quiere decir penetrar el Templo Interior y, en ese Templo Interior que está el Corazón, no hay ni avidez, ni celos, ni rencor, ni cualquier cosa que sea opuesta al Amor. No podéis, como decirlo, ejercer un poder, el que sea, sobre un ser, sobre una situación, sobre un grupo social y estar en el Amor. No es posible.  
Pregunta: ¿qué hacer cuando uno se siente en una forma de cólera o de agresividad?
Pero tú no eres ni la cólera ni la agresividad. Es el ego el que se identifica con esto, es decir que tú te identificas con lo que vives en las emociones y tú crees que tú eres eso, como toda la humanidad, por cierto. Entonces, hay una forma de distancia que comprende y comprueba, que tú no eres la cólera, tú no eres el miedo, que tú no eres la mamá, que tú no eres el niño, que tú no eres eso. Tú no eres nada de todo esto. No son más que ilusiones. Entonces, no hay como hacer, porque como hacer, ya es querer luchar contra la cólera. Pero tú no eres esta cólera. Entonces ¿cómo puedes hacer algo contra algo que tú no eres? Todo el problema viene de la identificación y de la proyección. Vosotros creéis que sois las emociones. Vosotros creéis que sois vuestra mente. Creéis que sois vuestros problemas. Es un círculo vicioso. Tú no puedes salir así. Es esto lo que se ha llamado el Abandono a la Luz o la Crucifixión de la personalidad.
No tenemos más preguntas. Os damos las gracias.
Entonces, queridos amigos, os transmito todo el Fuego del Cielo con todo el Amor del Cielo y me voy a divertir un poco permaneciendo con vosotros durante el alineamiento para haceros vivir aun más profundamente, este Fuego. Os digo entonces hasta ahora y calentad bien el Interior. Hasta pronto.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada