AGRÉGAME COMO AMIGO (A) Y SIGUEME, SOLO HAZ CLICK EN SEGUIR

miércoles, 10 de agosto de 2011

AA.URIEL 8 de Agosto del 2011 con audio


Original en francés.
http://www.autresdimensions.com
Canalizado: Jean Luc Ayoun
Transcripción: Véronique Loriot
Traducción: Odilia Rivera
http://mensajes-del-espiritu.blogspot.com
http://mensajes-del-espiritu-2010.blogspot.com

`para escuchar el audio haz clic aquí

http://www.yakitome.com/data/1458055779/yak_OIQ1ZaPCmZy8OedC0X6IhtBOyQ7kIiz4vd9otzbd151HC5fOGCQUcrV2ndttC_PxbR5terEXO5bWUBiR6T8vhEG6lYA6KotPQRNyIxsw.mp3

Soy URIEL, Ángel de la Presencia y Arcángel de la Reversión. Amados, amados del Uno, Niños del Uno, el Momento ha llegado: vivir el Espíritu, en Verdad. Vivir la Vida, la del Espíritu. Ya que sólo hay una única Vida: el Espíritu. La materia es densidad. El Espíritu es ligereza. Salir. Salir de lo que no es la Presencia. Entrar en ustedes. Realizar. Realizar el Momento del Juramento, el Momento de la Promesa. La hora ha llegado de vivir, por fin, el Espíritu. Eleven la Vibración. Eleven la Conciencia, en el espacio del Uno. La FUENTE les llama. Respondan a la FUENTE, ya que son la misma entidad.

Niños del Uno. Final. ¿Final de qué? Final de la Ilusión. Final de la densidad. La hora ha llegado de cantar el Canto del Espíritu. Con el fin de vivir en Verdad. Con el fin de vivir lo que son, de toda Eternidad. Niños del Uno, juntos, acogemos a CRISTO y a la FUENTE, Unidos en la misma canción. La del Espíritu Revelado, la del Espíritu Develado y Despertado. La hora es ahora. El Momento de la Vida. El Momento de lo que es Eterno. Canten. Cantos de Alabanzas. Canto de Gracia. Canto de Verdad.
Abran. Nada hay a temer, ya que todo es Verdad. Ya que todo es Belleza. Más allá de lo que se ve. Más allá de lo que se implica y se proyecta a otra parte que en lo que son. Abran. Ya que son ustedes quienes están abiertos. Al Amor. A la Verdad. A la Vida. Son eso, más allá de toda Ilusión, más allá de todo sufrimiento. Todo esto ha tenido un tiempo, y este tiempo ha pasado. No pertenece ya a la Verdad. Les queda por establecer la Alegría de su Presencia.
Abran. Abran grande el Ojo del Corazón, el que da acceso al Conocimiento íntimo y Verídico. Son eso. Niños de Luz. Niños del Uno. Uno y Luz. No más su herencia, sino su Presencia y su presente, en el Momento de este tiempo. Son la Vía, la Verdad y la Vida. Se terminan las mentiras, llamándoles a la encarnación perpetua e infinita. Eso está terminado. La hora ha llegado de revelar la Alegría, ya que es su Esencia y su naturaleza. La hora ha llegado, de ser de verdad lo que son y no lo que proyectan. La hora ha llegado de ver, más allá de la visión. La hora ha llegado de ver, más allá de toda proyección. La hora ha llegado de vibrar al Amor, ya que eso es su Esencia, ya que eso es su naturaleza.

Entonces, juntos, Elevamos la Vibración al Amor. Himno al Amor. Himno a la Verdad. Juntos, nos elevamos al lugar del Misterio. Allí, donde el Agua de lo alto viene a fecundar. Allí, donde el Agua de lo alto es el Fuego de la regeneración. El Fuego del Espíritu, ese que abraza y viene a abrazarlos con su beso de Fuego. CRISTO los llama a la Resurrección. Son llamados a ser los Resucitados. Entonces, nada a temer. Nada a tener miedo. Nada a esperar. Ya que el tiempo ha llegado de Vivir eso que Son.

Niños, Niños de la Verdad del Uno. La hora ha llegado. Rasguen el corazón, para abrir el Corazón del Templo del Espíritu. Abran el Templo Sagrado. Ya que son los Seres Sagrados. Ustedes son los Seres de Verdad donde la Belleza se extiende en el conjunto de las Dimensiones. No hay más encerramiento. No hay ya nada que tenga que impedirles ir, y Pasar a ser, el Momento de su propia Verdad.
Juntos, vivimos en Comunión. De Presencia a Presencia, en Su Presencia y en Vuestra Presencia. Unidos y unificados, por fin Libres y Liberados. La Vibración de la Esencia se eleva, como un Fuego ardiente, permitiendo al Ardiente, que ustedes Son, de despertar la Verdad de la Alegría, la Verdad de su Vida. Ya que la Consciencia es Vida. Ya que ustedes son esta Vida. Más allá de toda creencia, más allá de todo dogma. No crean más en nada. Nada en absoluto. No tienen nada para creer. Tienen solo que manifestar. Tienen exactamente que Ser, la Consciencia Una e indivisible, presente en los Universos, en las Dimensiones. Vivir la Disolución. Por fin, encontrar la Esencia, encontrar la Llama Una. La que anima el conjunto de su Vida, en todas las Dimensiones.
Niños, paridos en la Verdad, llegaron al Momento donde se determina la Promesa y el Juramento. Llegaron al término de su Eternidad, a fin de elevarse en la Eternidad infinita de los Mundos y de la Creación. La Creación que se abre a ustedes, ya que son la Creación. Encuentren la Esencia. Ninguna consciencia puede alterar, en adelante, la Consciencia Una, establecida en CRISTO. Son la Verdad. La hora de la Verdad ha sonado. La trompeta del último Angel resuena, en este día, permitiendo escuchar y oír el Canto de la Creación, el Canto de la Verdad, el Canto de la Unidad. Al unísono del Corazón. Vibrando al mismo ritmo. Vibrando la misma Unidad para cada Uno.

Niños, es tiempo de salir de la Atracción y de la Visión, es el tiempo de entrar nuevamente en el Ser. Sin proyección. Sin Atracción. Sin pasado y sin futuro. Ya que todo está en el mismo tiempo: el de la Alegría, el de su Verdad. La Luz blanca se impulsa y se despliega, en el seno de vuestra Disolución, en la Verdad.

La hora está para la majestad. La hora es para esta Verdad, la de la Consciencia Una. Despertada. La Consciencia Una, Revelada. En la Presencia, Vibrante y palpitante, del Corazón, Unificada al Corazón, a todos los Corazones y a cada Corazón. Templo de lo Sagrado. Consagración del Templo. La hora ha llegado de elevar la Vibración de Alegría. La hora ha llegado de vivir la Consagración. El Sacramento: el de la Eternidad, el de la Belleza que se despliega.

Abrid, el Ojo de vuestro Corazón. Rasguen el sobre que encerraba la Alegría. Vivir. Vivir el Momento eterno de la Resurrección. Cada Instante es Uno, y reunido, a la Libertad absoluta, a la Esencia absoluta. No hay nada a realizar, ya que todo está realizado. No hay nada que evolucionar, ya que todo está perfecto, en la Verdad del Uno. LA FUENTE es Una. Cada uno es Uno. Todo es Uno.

Nunca más una Sombra, nunca más una falsa luz, podrá hacerles creer cualquier otra cosa que la Verdad de los Mundos, en la Unidad. Entonces, la ATRACCION/VISION, sustituidas, vuelve a ser la Vía, la Verdad y la Vida, por el Amor y por la Gracia. Ustedes son el Amor y son la Gracia. Nosotros somos el Amor y somos la Gracia. Es el final de la Ilusión exterior. Es el final de la separación. Es el final del sufrimiento. Es el final de esperar. No hay nada que espera, ya que está allí.

Niños, y por fin, se abre la Verdadera Vida. Por fin ha llegado el Tiempo de Su Presencia. Por fin ha llegado el Tiempo del Juramento. Entonces, en el silencio y en el Canto, en el mismo tiempo, vivir el Éter, Liberado. Vivir el Amor y vibrar el Aire. Abiertos, ya que todo está abierto. No hay nada que cerrar. El Cielo está abierto. La Tierra se abre. Momento de la Entrega, haciendo cesar toda proyección. Todo está en ustedes, ya que ustedes son el Uno y ustedes son el Universo. Ustedes son el Uno y ustedes son el Todo. En cada uno eso se establece. En cada uno, eso Vibra. En cada uno. Establece Su Presencia, que revela vuestra Presencia, más allá de toda proyección, más allá de todo pensamiento. No hay nada que mejorar, ya que todo es perfecto, en la Luz Una. Solo hay que vivir. No creer ya nada. No oír nada más que eso que Son, en Verdad.

Niños del Uno, cada respiración, cada palpitación de este tiempo, les traen a Él. El los llama, uno a uno. El los llama, a cada uno, a pasar a ser, a volver a ser lo que Son. Olviden el tormento del sufrimiento. Olviden el tormento de la falta. Olviden el tormento de la separación. Ya que nunca más nada estará separado. El Espiritu es vuestro reino. El Espiritu es vuestra naturaleza.

Niños, niños del Uno, Vibremos en la Presencia y en la Alegría. Ya que la Presencia es Alegría. No puede existir nada más que la Alegría. No puede terminarse otra cosa que el sufrimiento y la Ilusión. Entonces, vuélvanse la Alegría, ya que es vuestra Esencia. Vuélvanse la Presencia, ya que esa también, es vuestra Esencia. Presencia de la Alegría, IM (Ndr: Himno?) a la Alegría. Tal es vuestra Vibración. Tal es vuestra Presencia. Nada a creer. Nada a proyectar. Todo a Ser, en la Verdad. Todo a manifestar. En todo Tiempo. En toda Dimensión. Eso se despliega, como ustedes se despliegan, en vuestro Ser Interior, donde todo, sin ninguna excepción, está englobado en vuestra Presencia. Todo es Uno.

Niños del Uno, Vibramos en la Presencia, en la recepción de la Verdad y de la Vida. En el Templo de lo Sagrado, se abre el espacio de la Luz Blanca. CRISTO está en ustedes. En la Alegría y en la Completud. Presencia. Presencia y Vibración. Canto y Silencio. Nada mas puede estar separado entre Él y ustedes, entre cada uno de ustedes, entre cada uno de nosotros. Transparencia. Transparencia y evidencia, de la Verdad y de la Vida Una, de la Luz Blanca, de la Eternidad, por fin traída a su nacimiento y a vuestro nacimiento.
La hora es de la Esencia. La hora es de la Vibración. Encuentran el sentido. Encuentran lo auténtico. Encuentran la Verdad. No puede ser de otra manera. Esto se realiza en cada momento de vuestra Presencia y de nuestra Presencia Unas, en la Luz Blanca, Unidos en El. A fin de ser Liberados de todo sufrimiento. A fin de ser liberados de toda creencia. A fin de vivir la Esencia Una de vuestra Presencia.

Niños, paridos en la Alegría del Renacimiento, abriendo las alas y desplegando las alas, llevándose a vivir la Alegría, a portar la Antorcha de la Alegría. A fin de quemar todo lo que es creencia. A fin de quedar todo los que es Ilusión. A fin de quemar todo eso que no es Verdad. Ustedes son el Camino, la Verdad y la Vida.

Niños del Uno, juntos, Vibramos. Juntos, elevamos la Vibración.
Niños de la Verdad y niños del Uno, estamos reunidos para vivir la Unidad. Estamos reunidos para vivir la Libertad. Estamos reunidos para aclarar, a fin de que ninguna Sombra pueda persistir en el Tiempo de la Entrega, en el Tiempo que exulta. El Tiempo de los Reencuentros. El Tiempo del Éter. Esto es ahora.

Centrados en el Templo del Corazón. Vibrando en la Alegría del Amor Uno. Transcendiendo todo límite. Borrando todo sufrimiento. Borrando todo dogma. Realizando la Verdad. Realizando la Alegría. Somos Uno, y ustedes Son Uno. Ustedes son el Único. Son la Luz, y nosotros somos la Luz. La Vibración de la Presencia es Uno. La Luz de la Sombra está resplandeciente en la Luz Vibral. Luz de la Unidad, de la Verdad. Escuchando y oyendo la Vibración del Éter, en cada una de las parcelas de vuestra Unidad, viven la Alegría y la Paz. En el Espíritu de Verdad y en el Espíritu de la Unidad, comulgando en el Amor y en la Presencia, en Su Amor y en Su Presencia que es vuestra Presencia y vuestro Amor.

El Arcángel URIEL, que yo soy, es eso que ustedes Son porque la resonancia de nuestra Presencia nos hace vivir sin separación, sin distancia y sin sufrimiento. Así pues es la Consciencia Una, alineada en el Alfa y la Omega, y en el Amor. Vibración del Uno. Vibración de la Verdad.

...Efusión Vibratoria...

En el silencio de mis palabras, nuestra Presencia común se expande hasta tocar su Infinito, del ALFA al OMEGA. En la Unidad y en el Fuego.

Hijos Ardientes del Sol, Ki-Ris-Ti (s). Comulguemos. En cada uno. Presencia, en cada uno. Alegría de cada uno. Semillas de Estrellas. Estrellas de Vida y de Verdad. Fuego. Fuego de Alegría. Fuego de la Presencia.
...Efusión Vibratoria...

Yo soy Uno. Yo soy URIEL. Bienvenida en el Amor. Bienvenida en la Unidad del Amor. Yo soy URIEL, y yo los amo.

...Efusión Vibratoria...
Vivamos la Plenitud. La que no se detiene nunca, entre el ALFA Y LA OMEGA. Allí, donde no hay nada que Ver. Solo para Ser la Vibración de la Presencia, la de la Consciencia Una, en CRISTO.

Amados del Uno. URIEL permanece en ustedes, para vivir Ki-Ris-Ti. Aquí y en otra parte. Aquí y por todas partes sobre la Tierra, donde Hermanos y Hermanas, accediendo a la Comunión del Uno, establecen su Presencia, en el mismo tiempo de vuestra Presencia. Y en el mismo tiempo que mi Presencia. En CRISTO.


...Efusión Vibratoria...
URIEL los ama. Comulguemos. Y ahora, alineando, en Presencia de lo Sagrado, del Espíritu.

...Efusión Vibratoria...










No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada